Inicio » Columnas » Ex jugador de NFL se suicida
Ex jugador de NFL se suicida

Ex jugador de NFL se suicida

Apenas hace unos días, la ex estrella de los Patriotas de Nueva Inglaterra, Aaron Hernández, fue conmovido hasta derramar lágrimas al ser exonerado de la muerte de Daniel Abreu y Safiro Furtado quienes murieron tiroteados en Boston en el año 2012, aun así, Hernández ya cumplía una condena de cadena perpetua por el asesinato en el 2013 de Odin Lloyd, jugador semiprofesional de fútbol americano y novio de la hermana de la prometida del ex Patriota.

Sin embargo, esta madrugada el ex jugador de la NFL, murió tras ahorcarse con una sábana que amarró a una ventana de su celda en Centro Penitenciario Souza Baranowski de Shirley, Massachusetts.

El portavoz del Departamento de Correccionales, Christopher Fallon, declaró en un comunicado que los guardias encontraron a Hernández minutos después de las 3 de la madrugada en su celda.

Aaron Hernández estaba en una celda para una sola persona, amarró una sábana a su ventana e intentó bloquear la puerta con distintos objetos expuso el portavoz.

Además agregó que hasta el momento no se sabe los motivos de la decisión del ex jugador ni si dejó alguna nota de suicidio, mencionó que de haberse percatado las autoridades de las intenciones de suicidio hubiera sido trasladado a una unidad de salud mental.

La muerte del jóven de 27 años se certificó en el UMass Memorial – HealthAlliance Hospital de Leominster en torno a las 4 de la madrugada.

Irónicamente el suicidio del ex jugador de los Patriotas sucedió el mismo día en el que Donald Trump, presidente de los Estados Unidos tiene previsto recibir en la Casa Blanca al equipo de Nueva Inglaterra para extenderle su felicitación por ganar el Super Bowl el pasado 5 de Febrero.

 

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los recuadros obligatorios están marcados *

*

En esta página apreciamos la libre expresión, sin embargo, nos reservamos el derecho de eliminar comentarios que contengan: ataques personales, lenguaje obsceno, amenazas, muestras de violencia, y spam. Las opiniones vertidas aquí son responsabilidad de los usuarios y no reflejan la política editorial, ni la opinión personal de ningún agente de comunicación.